Un nuevo año es como una especie de lotería…no sabes por anticipado si te llegará el turno de ganar. Pero sea cual fuere el destino que nos tocare en suerte, el mismo acto de pensar positivamente ya nos coloca en el juego.

No hay una ocasión de mayor reflexión personal y buenos propósitos que el fin del año viejo y el comienzo del nuevo. Es una ocasión para renovar la  fe y la esperanza, para hacer la confesión más íntima del hombre que somos al hombre que queremos ser. Es una invocación desde el alma, un secreto a dos que contiene todo cuánto deseamos para los demás y para nosotros mismos.

Hoy hemos querido repetir algunas invocaciones de la lista de buenos propósitos del año pasado, y agregado otras nuevas, algo así como para que el alma no pierda la costumbre de asomarse por un resquicio.

No me he portado tan mal, pero tampoco  tan bien como hubiese querido.  Te confieso nuevo año que sigo siendo un hombre en vías de redención, lo cual va un poco lento por cierto, pero por favor, no dejes por eso de echarme una mano con estas cosas que quisiera fueran realidad en el 2013:

1. ¿Podrías ayudarme a ser más tolerante?…a veces pienso que no voy a terminar de evolucionar nunca, que me quedaré a medio camino entre el mono y el hombre.

2. Haz entender a los gobiernos del mundo que la gente de hoy ya no es tan ingenua, lo cual no se si es bueno o es malo, pero lo cierto es que eso nos ayuda a desenmascarar más facilmente sus hipocresías.

3. ¿Van a insistir con eso de un gobierno para Internet?. ¿De verdad?. No. Repito, no. Internet es el espacio de las voces libres.

4. ¿Puedes hacer algo para borrar de Internet tanto disfraz, disimulo, fraudes, bullying, copia servil, egolatría, etc?…gracias!

5. Ayúdame a desvirtualizar a mucha gente hermosa que sigo conociendo en las redes sociales. Tú sabrás cómo, mira que lo hago a menudo pero aún la lista es larga, y creciendo.

6. Las redes sociales son para mi un espacio para compartir, para el aprendizaje y la concordia. Concédeme el placer de seguir disfrutando de la amistad de mis amigos y aléjame de todo acto de hipocresía de quienes no lo son.

7. Dame un país de certidumbres.

8. Insisto:  ¿podrías reparar la mayor injusticia que se ha cometido en la literatura?…haz resucitar a Borges y que los suecos le den el Premio Nobel…corrijo: haz que le den Borges al Nobel.

9. Este es el año de mi libro, que ya viene en camino…¿podrías darme la calma y el tiempo para hacer que llegue más rápido?

10. Cuida de mi familia y de mis amigos 1.0 de siempre y hazle saber que los ratos en la Red no me desviarán jamás de sus afectos.

11. Ayuda a sanar las heridas que he proferido a otros con palabras y acciones. Tal vez haya chance aún para la enmienda y el perdón.

12. Querido Nuevo Año. Una última cosa: si la navidad es tiempo de paz….¿por qué no guardamos un poquito de navidad para el resto del año?

 

Comments are closed.

Post Navigation